Se acerca el momento de volver a diseñar sonrisas.

Este no es el primer blog que escribo sobre la satisfacción que me da ser parte de Operación Sonrisa y es que estamos muy cerca de emprender otra jornada agotadora pero de lo más satisfactoria la Misión número 126 en Ecuador se realizará los días 16, 17 ,18 y 19 de Marzo en Quito en el Hospital San Francisco del IESS.

Hoy me levante muy temprano porque fui a una  entrevista a una radio a las 6:30 am para convocar a las personas que tienen un familiar con labio leporino o paladar hendidoa que vayan a la Misiòn proxima a realizarse y mientras esperaba que sea mi turno para la entrevista alguien que estaba en la sala de espera me pregunto si las cirugías eran gratuitas a lo que respondí si totalmente gratuitas  financiadas por operación sonrisa seguido de esto el señor que vestía una chaqueta negra dijo y le pagan por venir a los medios de comunicación a informar esto? Si le deben pagar si no no se levantara tan temprano a  lo que le respondí si claro que me pagan me pagan con una sonrisa , me miro sorprendido y justo en ese momento me llamaron a la cabina de radio .

Desde adentro de la cabina observaba al caballero que escuchaba la entrevista con especial atención y cuando me preguntaron sobre cuál es la mayor satisfacción de ser voluntaria de Operación Sonrisa respondí “la mejor satisfacción es la paga que es la sonrisa de mis niños operados” vi sonreír al caballero y asentar la cabeza como diciéndome ahora entiendo lo que me dijo y es que ya son 13 años de hacer algo que llena el corazón de alegría.

Hace unos días recibí la llamada de Operation Smile para hacerme una entrevista sobre mi voluntariado y como dije en esa entrevista aprendo de cada niño por su fuerza y su valor de todo lo que viven, que me hayan escogido entre tantos médicos a nivel mundial y ser la única de mi país entrevistada por la fundación me hace saber que estoy haciendo bien las cosas y que mi trabajo no ha pasado desapercibido.

Les adjunto el link de la entrevista por si quieren leerla

http://www.operationsmile.org/blog/meet-plastic-surgeon-dr-rocio-trujillo

Antes de ser madre me llenaba el corazón de alegría poder aportar con mis manos para diseñar sonrisas en esas pequeñas caritas ahora que soy mamá el sentimiento es indescriptible y es que en los quirófanos donde hay tantos voluntarios de diferentes países pero con un solo sentimiento el de ayudar se respira felicidad , esa felicidad que los seres somos capaces de dar y no lo sabemos en muchas ocasiones ,siempre siempre habrá alguien que necesite de lo que tú sabes y que mejor que darle una mano .

Así se construye el cielo y aunque no estoy segura de que exista seguramente el universo observa que pusimos un granito de arena para cambiar este mundo ojala cada vez seamos más los que nos sumemos a las buenas obras del mundo y quizás los noticieros algún día solo estén llenas de buenas y positivas noticias .

 

DÉJANOS TU COMENTARIO:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *